NADA HAY NUEVO BAJO EL SOL

 

Mika Waltari (1908-1979)

 

Amenhotep IV (Akenatón)

 

 
Lo que fue, eso será; 

lo que se hizo, eso se hará.
Nada nuevo hay bajo el sol.
(Eclesiastés, 1.9 )

 

Todo vuelve a empezar y nada hay nuevo bajo el sol; el hombre no cambia aun cuando cambien sus hábitos y las palabras de su lengua. Los hombres revolotean alrededor de la mentira como las moscas alrededor de un panal de miel, y las palabras del narrador embalsaman como incienso, pese a que esté en cuclillas sobre el estiércol en la esquina de la calle, pero los hombres rehúyen la verdad.
(…)

En su maldad, el hombre es más cruel y más endurecido que el cocodrilo del río. Su corazón es más duro que la piedra. Su vanidad, más ligera que el polvo de los caminos. Sumérgelo en el río; una vez secas sus vestiduras será el mismo que antes. Sumérgelo en el dolor y la decepción; cuando salga será el mismo de antes. He visto muchos cataclismos en mi vida, pero todo está como antes y el hombre no ha cambiado. Hay también gente que dice que lo que ocurre nunca es semejante a lo que ocurrió, pero esto no son más que vanas palabras. Seguir leyendo “NADA HAY NUEVO BAJO EL SOL”

Anuncios

UNA DECISIÓN IRREVOCABLE

 

 

Me he decidido: lo haré. Y mi decisión es irrevocable. Estoy harto, esto es demasiado para mi.
Y ya que lo voy a hacer, antes haré lo otro. Esa ignominia, esa villanía, no va a quedar impune.
De perdidos, al río. ¿Qué más da? Nada me importa ya. ¿Qué puede suceder? ¿Que me coja la policía? ¿Que me lleven a juicio y me condenen? ¿A la cárcel? ¿Que salga en los periódicos y en la tele? ¿Y a mi qué? A nada les dará tiempo.

Y no me voy a ir así, sin más. Antes de hacer esas dos últimas cosas, tengo que hacer otras. Se van a enterar, de una vez por todas.

Porque puedo hacer lo que quiera. ¡Sí, lo que quiera, lo que me dé la gana! Una vez tomada esta decisión, nada me importa. Paso de lo que piensen, de lo que digan, no me pueden hacer nada más de lo que voy a hacerme yo. Es una sensación extraña, como una liberación. ¡Soy libre!

Seguir leyendo “UNA DECISIÓN IRREVOCABLE”